Orgullo

Publicado: 26 enero, 2007 en Sin categoría

¿Cuanto a pasado. Cuanto se a dicho? Algunos dicen, que todo lo que debería haberse dicho ya fue pronunciado. Algunos miran, hastiados, perdidos, desdeñosos del mundo y de si mismos. Miro con un poco de cordura, un poco de locura, mucho de mi alma. La reflexión, que en un momento llego a mi, con una sonrisa. Con un recuerdo, con un beso. Debo admitir mi vergüenza de haberlo olvidado. Las palabras son inútiles para describirlo, pero aun así, el fuego que me recorre es imposible de ignorar. Aun así, el ansia que me recorre es la vida que un ángel llamado Samantha me regalo.

Mi corazón arde por primera vez, en un tiempo, en el que busque desesperado, el toque divino de la falta de emoción. Del no sentir para no llorar, de vacuidad de mi, para no sufrir mas. Me di permiso de sentir mi desesperación, mi tristeza, mi culpa. Se que el precio a sido alto, que el golpe me tambaleo como nunca antes, pues esta vez, mi cobardía me robo, la posibilidad de hacer un cambio. Las diosidencias de mi camino, me permitieron ver alrededor, y mirar colores, grises, brillantes, deleitándome con las tonalidades que había olvidado, por mi autocompasión, por mi orgullo. Recordé lo que es la curiosidad.

Recordé lo que es el hormigueo, justo antes de escuchar la voz de un ser amado, la sensación de mirar en los ojos de alguien. Y mirarme en ellos, desde la dicha, y no de la necesidad. Nada dicho, y sin nada que decir. Entre todo eso, solo recordé.

Alguien me pidió una vez, que expresara el significado de la palabra orgullo. Yo dije algo así como, es la actitud, de superioridad, al terquedad, o algo así. Pero entonces se me hico reflexionar. El por que ese significado. Sin ansias de nada mas que la honestidad. Decidí verme desde el orgullo, decidí verme desde mi mirada mas cruel. Y al final, hoy se una cosa, hoy lo declaro a los cuatro vientos.

Con orgullo me veo idealista, pues a pesar de toda la corrupción y estupidez sin sentido de este mundo, o tal vez por la vista de ella. No he perdido del todo mi capacidad de confiar en la gente, mi deseo de hacerlo. De atreverme a mirar finales felices. De tener una posibilidad entre toda la basura que mi cabeza repetía una y otra vez.

Con orgullo me veo compasivo, entre todas las debacles de mi vida, aun cuando no siempre decidí hacer lo correcto. Veo compasión en mis actos, y mi corazón aun se enternece; y se alegra de haber ayudado, aun en poca medida. Y que siempre e dado sin exigir nada a cambio. Aun cuando a veces e perdido de mas, aun cuando a veces haya sido un estorbo.

Con orgullo me veo humano, mirando a la gente como incógnitas, dignas de respeto, hasta que se demuestre lo contrario, pues confiar no significa no estar listo para la tristeza. Decidido aun a aprender, aun a caminar, aun cuando a veces desespere por no recordar del todo como hacerlo. Y Aterrado por los pasos a dar, entre uno y otro, los pies empiezan a tomar su cause.

Con Orgullo me veo celoso, pues eso significa en parte la potencia de mi sentimiento. Celosos de aquellos que sonríen con sus seres amados, celoso de los amores que están en el mundo, de los que le dan sentido a mis recuerdos. Celoso de los secretos, de las mentiras, de las sonrisas, celoso y deseándolas para mi. Buscándolas para mi, y así provocar el celo de alguien mas, provocar la cercanía de ese sueño. Pues los celos, no deben ser la agonía de temer perder, sino el ansia de querer algo para uno mismo. El ansia de buscarlo.

Con orgullo me siento ignorante, y debe seguir así, para poder aprender un poco mas, para poder mirarme como un ser perfectible, pero sin buscar nunca la perfección. Siempre curioso, siempre entretenido, siempre mirando al mundo desconocido, y amando lo que me dejo el mundo conocido. Siempre abierto, a todo lo demás, siempre fiel a mi mismo.

Con orgullo me miro Socrático, mi figura mas venerada de la historia, no por su actitud de niño de cinco años, o mejor dicho por eso mismo. Mayéutica,  bendita palabreja que me divierte en su significado, y que me hace recordar, lo curioso de la ironía, lo irónico de lo curioso, y lo vivo del pensamiento flexible.

Con orgullo me veo original, aun en las ideas mas comunes, aun en los momentos mas tediosos y monótonos. Aun en la cotidianidad, aun en lo extremo, e visto con orgullo que e actuado, y que aun no lo he hecho lo suficiente, aun estoy vivo, aun miro, aun oigo, aun siento. Aun me atrevo a cantar, cuando la tonada sube por la garganta, para convertirse en un  fluido predicar en la ambivalencia. En la falta de bien y mal, Hoy mis actos hablaron para mi. Hoy las vidas que toque, para bien o para mal, hoy todas hablaron. Y en la vorágine de culpas y glorias. De agradecimientos y de querellas.  Y me dijeron fuiste, eres y serás.

Con orgullo me miro diferente, pues me he negado a rendirme a lo que no creo. Me e atrevido de ser diferente solo por serlo, a veces por molestar, pero en su mayoría a sido por convicción. Y aun cuando mis actos fueron pesadilla de muchos, mi conciencia esta tranquila, mi alma esta tranquila, y aun dentro de mi  frustración por el costo de los golpes de mi vida. Me veo vivo, con todo lo que ello implica.

Con orgullo mi reflexión, me llevo de la mano al amor. Con orgullo miro, a mi corazón cálido, la parte que se negó a morir, entre traiciones y actos. Deseando amar, entre todos los adioses, y decepciones.  Aun tratando de compartir un momento en silencio. Un segundo en lo inútil, una vida en un corazón. Tengo la dicha de haber habitado en varios, y de haber dejado mi recuerdo en sus vidas. Así como lo han hecho con la mía. Amando, profundamente al viento. Amando profundamente la vida. Amando profundamente a la gente. Amando profundamente mi tiempo. Amando mis manos, manchadas de sangre, cubiertas de cicatrices, de tics innegables, de recuerdos de dolor, pero también de caricias, de confort, de alivio, de salvación, de defensa, de ataque. Cubiertas de mundo, cubiertas de mi mundo, de mis actos, de mis recuerdos, y de mis acciones futuras, Aun deseando asir el amor, que aun pueden dar, de las armas a tomar en la defensa de lo que considero mío.

Hoy decidí mirarme desde el orgullo, pero no del mal habido. No de aquel que humilla con su toque. Hoy se, que e sido, y que seré. Extraño, inexplicable sensación, que las palabras no alcanzan a definir. Me mire, orgulloso de mi. De que a pesar de la ruina, no me volví un demonio, que a pesar de la traición, me conservo leal. Hoy me vi bien, pues por mis principios, jamás e agredido a una mujer, jamás e aprovechado la debilidad de mis contrincantes, aun cuando me costara la victoria. Jamás e sobrepasado los limites del deseo de los demás, jamás en propasado al libertad de nadie mas. He mirado con compasión a mis victimas, he entendido lo suficiente para no dejar que la ira obnubile mis actos. Y aun cuando mucho queda en disyuntiva, y que lo no hecho pesa también. Hoy me declaro orgulloso, pues de mi decisión, decidí no matar un alma si de mi dependía. Decidí tener mis brazos abiertos, y mi alma presta. Decidí no esparcir el veneno de la vacuidad en alguien mas. Y si bien se, que esto no será posible siempre, mi decisión es inapelable. Decidí, mirar mis puños de nuevo, como armas para mi combate, para mi sueño, aun en la soledad profunda que hoy se cierne sobre mi. Decidí entender, para perdonar. Decidí entender para aprender, decidí conocer para caminar, decidí vivir, decidí sonreír para mi. Y mis fantasmas se revuelcan en su mundo.  Y por fin me sonríen, se vuelven recuerdos, se vuelven anhelos, no de lo que se desea tener. De lo que se agradece haber tenido.

Palabras al fin y al cabo, palabras que se lleva el viento, y que anidan en mi corazón. Y entiendo. Veo que para muchos solo son palabras, que jamás tendrán significado en su vida, pero eso no me interesa. Son palabras lo mas honestas que puedo escribirlas, pues aun conservo mi manía de hacer acertijos. Palabras en las que muchos no creerán, pero que no importa. Pues si están conmigo lo suficiente, las verán cambiando conmigo. Si no lo desean, no seré yo quien los detenga. Ni quien los culpe por ello.

Solo desee mírame desde el orgullo, juzgando cruelmente como usualmente lo hago, pero poniendo en perspectiva, quien soy y quien me considero. Soy un hombre cualquiera, soy un hombre único, soy un enemigo formidable, el mejor de los amigos. Soy un enigma simple, una simplicidad imposible, a la par de una complejidad angustiante. Soy un niño perdido, que nunca dejo del todo nunca jamás. Soy un poeta frustrado, pues el sentimiento siempre lo elude, y por eso, sus palabras terminan interpretándose en otra forma. Soy un cantante de ducha, púes disfruto la canción de manera egoísta, y rara vez e cantado para alguien mas, soy un detractor de los enervantes, pues siempre e sabido, que prefiero morir consiente, que morir idiotizado. Soy un fanático de los PUMAS, pues a pesar de que el soccer nuca fue de mis amores, cuando comprendí la pasión del mismo, no pude escapar de el. Soy un hacedor de misterios, soy un prestidigitador nato de la mente. Soy un observador silencioso del alma humana. Soy un  tonto, soy un genio. Soy un bobo, soy un tierno, y no soy nada. Solo soy yo, en un modo tan extraño que aun no puedo definirlo para mi, no del todo. Soy un ególatra, soy un desinteresado, soy un materialista, un hedonista, y también un austero en las palabras. Un pervertido y un mojigato ¿Cuanto soy, y cuanto aun no he visto?

Una incógnita sin respuesta, pues cada día me descubro diferente, y hoy por hoy, puedo decirlo abiertamente, me siento orgulloso. Pues mi balance al final a sido positivo. Pues aun con mis dudas y mis culpas, estoy y aun tengo la oportunidad de ser, como mi decisión se mueva.

Yo me siento feliz, de lo vivido, de lo aprendido, lo que comprendí inmediatamente, lo que me tarde años, lo que no hice, lo que hice. Son lo que soy, y lo agradezco. Pues mis ojos, lloraron sangre de angustia. De la maldad que creía mía. Sin embargo son los golpes de los que tuve que levantarme. Para seguir adelante, para bien o para mal. O para ninguna de ambas…

Anuncios
comentarios
  1. Unknown dice:

    Como dije tenia tiempo que no paseaba por aquí pero me resulto reconfortante que a alguien le haya dejado algo aunque al continuar recorriendo este blog a lo más actual he de reconocer que duro poco el regalo solo fue temporal, pero igual gracias por la mención y por arrebartarme un dejo de nostalgía. Bises

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s